Copei: Venezuela no está perdida

Pese a las dificultades políticas, económicas y de pandemia que deja el año 2020, Miguel Salazar, presidente nacional de Copei, apuesta a un año 2021 lleno de oportunidades para los venezolanos y el país en general.

«El balance del 2020 fue de tristeza y desesperanza; limitaciones en todos los aspectos. Nos deja con el sin sabor de no poder despedir a seres queridos, como la posibilidad del reencuentro con otros, sin embargo, desde Copei vamos a enfocarnos para que el 2021 sea un año de apertura y de la recuperación de Venezuela», dijo Salazar.

Agregó que se deben unir esfuerzos para trabajar en las prioridades que tiene el país y salir de la crisis política, social, moral y económica que lleva más de 20 años. «La lucha ha sido larga, pero no imposible, por eso apostamos a que el nuevo año será de grandes decisiones, donde el egoísmo debe quedar de lado y pensar en el bien común».

A juicio del también diputado electo a la Asamblea Nacional, cada ciudadano debe asumir la responsabilidad y ayudar -por encima de todas las cosas- a ofrecer un futuro promisorio para las nuevas generaciones.

Venezuela es el país de las grandes riquezas y posibilidades, lo que tiene es una mala administración, por ello debemos aportarlo todo al reconocimiento del sector empresarial y comercial que luchó y seguirá luchando este nuevo año, no abandonemos a este país que todo lo ha dado, y aún es cuando tiene para dar.

Finalmente recalcó que «somos millones en Venezuela que si nos unimos para el 2021, lograríamos la recuperación de nuestro país. Venezuela no está perdida, juntos, los que están afuera y los que seguimos adentro, lo lograremos con voluntad y disciplina».